jueves, 17 de septiembre de 2015

Cultura y Turismo : Cahuachi recibe alrededor de 150 visitantes al día, turistas extranjeros proceden mayormente de países europeos

El complejo Cahuachi recibe alrededor de 150 visitantes al día
Turistas extranjeros proceden mayormente de países europeos


Entre julio y agosto el complejo arqueológico Cahuachi, considerado el centro ceremonial de adobe más grande del mundo y el más importante de la cultura Nasca, recibe diariamente la visita de 150 turistas nacionales y extranjeros aproximadamente, se informó.

Así lo reveló el arqueólogo italiano, Giuseppe Orefici, uno de los principales investigadores del centro ceremonial ubicado en la provincia de Nasca, región Ica. Precisó que la mayoría de visitantes extranjeros que llegan al lugar proceden de países europeos.

Indicó, además, que en los meses anteriores Cahuachi, ubicado a 28 kilómetros de la ciudad de Nasca, captó entre 50 a 70 turistas al día.

“Con mejores carreteras, un centro de interpretación y una cafetería, tranquilamente podríamos recibir 200 turistas todos los días, que se quedarían a dormir en Nasca y se beneficiarían de una serie de servicios”, puntualizó el investigador a la Agencia Andina.

Reveló que el ingreso a Cahuachi es gratuito y los visitantes quedan maravillados al observar los grandes conjuntos de edificios que posee, delimitados por una muralla perimetral que los encierra, donde destacan la Gran Pirámide, la Pirámide Naranja (delante se encuentra la tumba de la sacerdotisa niña), el Gran Templo, el Templo Escalonado y los Montículos.

La principal construcción de Cahuachi es una pirámide de adobe de 28 metros de altura y 100 metros de longitud que se encuentra adosada a una colina, y en su interior hay siete plataformas escalonadas. Era el centro ceremonial del culto. Complementa el lugar varias plazas ceremoniales y cementerios donde han sido hallados numerosas piezas de cerámica.

Además, Cahuachi comprende entre 32 y 34 grupos de estructuras templadas con pirámides, sostuvo Orefici, quien destacó su influencia de tipo religioso, pues precisó que “llegó casi a Tablada de Lurín (Lima), y alcanza el área de Huancayo (Junín), Huánuco y Ayacucho, mientras al sur, se extendió hasta la localidad de Acarí (Arequipa)”.

Mencionó también que el felino y la orca marina, relacionadas a la tierra y al mar, resaltan entre las varias divinidades que adoraban en este centro de peregrinaje, que no es una ciudadela porque no hay cocinas, tampoco zonas de basurales ni complejos habitacionales; la gente vivía en las afueras de Cahuachi y se reunía en ese lugar para sus ceremonias.

En lo que se refiere a la excavación, el arqueólogo italiano mencionó que actualmente solo se trabaja para la puesta en valor de un pequeño sector, que es menos del uno por ciento de toda la extensión de Cahuachi, que supera en tamaño a la ciudadela precolombina de adobe Chan Chan, construida por los chimúes, situada en la región La Libertad.

(FIN) TMC/MAO